lunes, 26 de noviembre de 2012

Poinsettia o Flor de Pascua






  
Todos los años, cuando va llegando la Navidad, o las Pascuas, como decimos por aquí, pocos son los hogares en los que no hay una de estas plantas adornando junto al árbol o belén nuestra casa.

 Pero no todo el mundo conoce el origen de porqué la llamamos así. Vamos a enterarnos todos:

 


 







Primero saber que es originaria de Centroamérica, más concretamente de Méjico. Las distintas culturas de allí la conocían con nombres diferentes, pero su nombre científico es Euphorbia Pulcherrima. Fuera de Méjico tiene innumerables acepciones como son Hoja Encendida, Corona de los Andes, Estrella Federal, Pascua, Siyojo, Flor de Bandera...












Ya los aztecas la utilizaban, no sólo porque para ellos tenía una especial simbología pues la ofrecían a sus dioses, sino que era un remedio natural; usaban su jugo blanco para elaborar una medicina contra la fiebre y de sus hojas rojas, machacándolas sacaban tinte para sus ropas.

Ésta planta destaca por el colorido de las hojas que rodean a las pequeñas flores amarillas, son de un rojo intenso y se llaman brácteas. Florecen de Octubre a Diciembre, cuando los días son más cortos. Hay que ser cuidadosos con sus hojas porque son venenosas.












En el siglo XVI los frailes franciscanos que estaban evangelizando estas tierras ya las ponían de adorno cuando llegaban las fiestas de la Navidad, pero cuando realmente se la empezó a conocer fué a partir de que un médico y aficionado a la botánica, Robert Poinsett hiciera un viaje a Méjico como embajador de Estados Unidos.

Allí vió esta planta, de la que quedó maravillado, cogiendo unos esquejes que se los llevó a su país. Comoquiera que tenía unos invernaderos se dedicó a su cultivo, regalándole a sus amistades plantas. Así empezó la tradición. En Estados Unidos el día 12 de Diciembre, fecha de su fallecimiento se celebra el Día de la Poinsettia, dándole ese nombre en su honor.












Hay una bonita leyenda, que en cada sitio la cuentan de distinta forma pero que viene a decir que una niña, en vísperas de Nochebuena estaba muy triste y lloraba porque no tenía nada para llevar como regalo al Niño Jesús que estaba en la iglesia. Como no sabía qué hacer, cogió unas ramas del camino, y aún entre lágrimas y sollozos llegó a la iglesia. Al contacto de las plantas con las lágrimas ocurrió el milagro: brotaron de ellas unas hermosas flores rojas. Así cuentan que aparecieron las primeras flores de Pascua; gracias al fervor de una niña que al fín consiguió un regalo digno para Jesús.





7 comentarios:

  1. Muy apropiada entrada para las fechas que se nos avecinan.
    Preciosas las fotos.
    Esta flor me encanta; en Navidad suelo adornar la casa con macetas de esta planta y también las utilizo artificiales, dan un toque muy alegre a la casa.

    ResponderEliminar
  2. Siempre nos cuentas cosas inteesantes.
    Muy oportuna entrada.

    ResponderEliminar
  3. Gracias compañeras, me alegra saber que os son interesantes mis entradas.

    ResponderEliminar
  4. Preciosa entrada. Muchas gracias!
    Besos :-)))

    ResponderEliminar
  5. Muy bonita entrada con estas plantas con ese color espléndido. He intentado recuperarla de un año para otro pero aún no lo he logrado, me volveré a comprar otra.

    ResponderEliminar
  6. Bueno, pues a partir de ahora y gracias a ti ya no la llamaré Flor de Pascua(a secas) sino que diré POINSSETIA (si consigo aprenderme el nombre).
    El caso es que es una planta que me gusta mucho. Todos los años me hago de una y a veces he conseguido mantenerlas durante años.

    Tu entrada es preciosa y con mucha información muy, muy interesante.
    Besos desde EL TERRAO.

    ResponderEliminar
  7. Muy bonita entrada, es una planta que me encanta, las fotos son preciosas. Todos los años compro una para adornar la casa en Navidad, pero no consigo que llegue al verano por más que lo intento.

    ResponderEliminar